Los laboratorios virtuales brindan nuevas formas de aprendizaje a los estudiantes

En la actualidad la realidad virtual es parte de nuestro día a día, y es utilizada mayormente con fines de entretenimiento. Michael Bodekaer, un emprendedor enfocado en la creación de empresas tecnológicas innovadoras, quiere utilizarla para hacer más accesible la educación de calidad. Bodekaer presentó su idea en una charla, en los espacios de TEDx, argumentado que el uso de la tecnología, conjunto a la educación, lograría una gran combinación. Para esto nos presenta los laboratorios virtuales, usando unos visores de realidad virtual, en una demostración de cómo es uso y como está idea podría revolucionar la forma de enseñar la ciencia en las escuelas de hoy.

Bodekaer, cuestionó a la audiencia el por qué no usar visores de realidad virtual junto a una tablet o celular, para que los estudiantes pudieran realizar experimentos con ecuaciones matemáticas que simulan lo que sucedería en un laboratorio en el mundo real. Pero no solo simulaciones simples, sino avanzadas.

Esta propuesta conjuga educación de nivel superior, realidad virtual y una reducción masiva de costos, como lo dijo el mismo Bodekaer, “las universidades podrían ahorrar millones de dólares dejando que los estudiantes hagan experimentos virtuales antes de entrar al laboratorio real.” La misma que podría estar al alcance de cientos de jóvenes que no tienen acceso a un laboratorio de alta tecnología.

Estos proyectos se han venido presentando a lo largo de todo el mundo. En Japón, por ejemplo, en los colegios existen charlas magistrales usando estas herramientas virtuales como apoyo fundamental para la enseñanza de las ciencias exactas. Según, Tanya Gómez, profesora de japonés de la PUCE, el uso de herramientas virtuales es una manera dinámica y divertida de poder enseñar a los estudiantes. Ella en sus clases trata en todo lo posible tener una cantidad considerable de material visual para que el estudiante se entretenga y se interese de la materia.

En Ecuador, en el colegio William Shakespeare, ubicado en Tumbaco, se realizan anualmente concursos demostrativos sobre herramientas tecnológicas. Este año Mateo Castillo, estudiante de tercero de bachillerato, nos presenta un juego de realidad virtual usando los visores de realidad virtual. El juego consiste en mezclar elementos químicos adecuadamente para crear la fórmula perfecta, si te equivocas, pierdes puntos, y si la resuelves correctamente, avanzas a la siguiente ronda.

Carlos Acosta, docente de la Politécnica Nacional, ha implementado una plataforma virtual sobre los exámenes del Senescyt. De esta manera, se brindará ayuda a los estudiantes de tercero de bachillerato, mediante clases virtuales, en donde se pueden generar preguntas y desarrollar ejercicios que esta plataforma nos propone.

David Ycaza, Jennifer Purcachi

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s